La tendinitis, ¿Cómo prevenirla y cómo tratarla?

Créditos : Cavalassur

Martes 11 Diciembre - 22h19 | Cavalassur

La tendinitis, ¿Cómo prevenirla y cómo tratarla?

La tendinitis es una ruptura más o menos parcial de las fibras que componen el tendón. El desgarro de los vasos capilares da pie a una hemorragia intra-tendinosa, cuya inflamación es responsable del dolor que sufre el caballo.  

Causas y síntomas

Causas
La tendinitis puede aparecer por múltiples razones: puede tratarse de una fatiga tendinosa o muscular (a causa de una pista o un entrenamiento inapropiado, un problema de herraje, malos aplomos, etc). También puede surgir a raíz de un golpe o como consecuencia de una tendinitis anterior
Síntomas
Un caballo que tenga calor, dolor, una deformación o una cojera localizada puede estar sufriendo una tendinitis.
 

Cuidados

 
Lo primero de todo, hay que inmovilizar al caballo en el box hasta que el veterinario realice un diagnóstico preciso. El objetivo primero del tratamiento será el detener la inflamación. A continuación, se buscará la regeneración de las fibras. En ciertos casos puede ser necesaria la cirugía. Existen distintos protocolos frente a esta lesión: Inmovilización, herraje ortopédico, ondas de choque…El veterinario deberá sugerir el más adecuado. La vuelta al trabajo se hará de forma progresiva, tras la cicatrización completa de la lesión.
 

Prevención

Es importante trabajar sobre una buena superficie, o reducir las sesiones de trabajo si la superficie es de peor calidad. Un calentamiento progresivo es importante, del mismo modo que lo es una recuperación adecuada. Si es recomendable cuidar a los caballos con fatiga tendinosa (duchas, geles, vendas de descanso y trabajo, etc), es igualmente aceptable aplicar estos cuidados a un caballo sano.
 

Lea también...

Comente